La Canarias Real

miércoles, mayo 25, 2005

LE DICEN TINA, TE SEDUCEN Y PUEDE ACABAR MATÁNDOTE

(SentidoG) En los círculos más fuertes de la noche miamense le dicen Tina. De cariño.

Pero el romance es uno de los más traicioneros del nuevo milenio.

Provoca una sensación de elevación y euforia duradera; una energía milagrosa que da la convicción de ser invencibles, como Superman.

También tiene el poder de explotar como criptonita. Hace que quienes se junten con ella caigan en la tentación del paraíso, fomentando caminos riesgosos en la búsqueda del fruto prohibido.

Cristal meth, un viejo clorhidrato de metanfetamina apodado Tina o Hielo, acecha al sur de la Florida, siendo especialmente implacable con sectores marginados, lo cual ha erosionado trágicamente el progreso en el combate contra el sida en una de las zonas metropolitanas del país con mayor incidencia de la epidemia.

La cocaína de los pobres, como también se le conoce, arrasó comunidades rurales en el heartland americano en décadas pasadas, se ensaña contra los adolescentes problemáticos cada vez que vuelve a aparecer, y tiene ahora la soga en el cuello de la comunidad gay. Numerosos estudios concluyen que el consumo de este sicoestimulante que usaron los pilotos kamikaze en sus misiones suicidas, conlleva a conductas sexuales riesgosas.
Puedes leer la noticia completa aquí: SentidoG